FANDOM


NOTA: Esta ready para lectura, no olviden sus comentarios y críticas constructivas.

En el episodio anterior

El Nido de las Ratas (parte 2)

Ben escapa de prisión con ayuda de Argit, pero lo que no espera es que es guíado a una trampa mortal.

Sinopsis

Presente

Ben había vuelto a la Tierra y a ser humano. El magistrado había ignorado su acción, por esta vez…. la verdad es que siempre había sentido apego por el muchacho, cuando había que sancionarlo, lo hacía, pero siempre guardaba algo de consideración, sobretodo luego de saber la verdad….


Pasado

El magistrado estaba recuperado. Aunque le habían sugerido un tiempo fuera para reponerse completamente, él se negó y rápidamente retomó su posición.

En el cuartel, todos juzgaban al humano, el magistrado decía lo que recordaba, desmintiendo los rumores, pero algunos no lo creían, sino que se apoyaban por la teoría de malicia del chico y decían que el magistrado solo no recuerda y estaba influenciado por la pena hacia el humano. Realmente había sido difícil y el magistrado se ponía en los zapatos, sin embargo, el chico aún era responsable de que la prisión haya sido incendiada y del escape de muchos reclusos y ahí no podía defenderlo.


Presente

El magistrado se sentó en su asiento y llenó unos papeles, aún así, el adolescente no salía de sus pensamientos. Había logrado mucho con él en prisión, pero la influencia de Argit y sus acciones fueron terribles. El chico no era malo, pero había pasado por momentos en los que hacía lo que la rata decía y, a pesar, de ser engañado un sin número de veces, desde aquella vez Ben se había apegado a Argit bastante.


Pasado

Ben no tenía dónde quedarse, había perdido a su familia, había perdido la protección del magistrado (o eso él creía). Vivía en un callejón en la Tierra, de vez en cuando al dormirse despertaba en otro sitio o si se dormía con hambre y misteriosamente despertaba comiendo algo ¿alguien lo alimentaba? Él no estaba seguro, pero lo dudaba, no había hecho amistad con nadie y sabía que los policías espaciales lo buscaban para encerrarlo por lo que tampoco eran ellos, Argit lo buscaba, pero solo para favores. Sospechaba que el dispositivo era el responsable de todo, que lo protegía.

Una noche, no podía dormir, por lo menos no profundamente, se encontraba moviéndose de lado a lado entre las cajas y las mantas, era como si tuviera una especie de pesadilla. En ella escuchaba voces, las voces de sus familiares fallecidos y la del magistrado, no entendía qué le decían, se escuchaban todos hablando a la vez, murmurando, como si lo acusaran.

En una Ben se agarró la cabeza y era como si fuera a estallar, pero se levantó del suelo y abrió los ojos, aún estaba adormilado y por supuesto, aún las escuchaba a pesar de estar medio despierto. Comenzó a caminar fuera del callejón y parecía un sonámbulo, era demasiado incómodo.

Argit estaba escondido viéndolo, al ver que Ben se había levantado, se aferró a la pared como escondiéndose y cerrando los ojos, pero cuando los abrió e iba a acercarse, en ese momento, Ben chocó con él.

Argit: Ahh, Benny, mi hermano, vine a ver cómo…..- Se quedó en shock al verlo.

Ben lo ignoró por completo, era como si aún no lo hubiese visto. Ben seguía divagando, caminando como borracho lentamente. Estaba pálido, tenía ojeras y sus cabellos estaban salvajes.

El dispositivo en su brazo izquierdo mandó una rápida descarga eléctrica que además darle un corrientazo, causó que se despertara completamente y, por supuesto, dejó de escuchar las voces. Miró a su alrededor, su corazón latía fuerte y tenía las pupilas dilatadas por las series de emociones que sentía, se sabía que la adrenalina estaba en su torrente sanguíneo. Al ver, ahora pudo visualizar a Argit con claridad, este estaba tímido y con ambas manos agarradas, la actitud de Ben lo asustó.

Ben: ¿Qué quieres, Argit? -Dijo aún agitado e incómodo.

Argit: Ohh, bueno, ¿qué no puedo venir a verte? ¿Qué no me puedo preocupar por ti? -Sonrió.

Ben solo estrechó los ojos y no dijo nada.

Argit corrió a su lado y se puso tras él apoyando su cabeza en su hombro.

Argit: Hermanito, quiero que me acompañes a un sitio.

Ben no respondió de una vez, solo volteó la cara hacia Argit y esperó unos segundos.

Ben: La última vez que dijiste eso, tu familia casi me despedaza.

Argit: Ay Benny, el pasado es pasado. Olvida eso.

Ben: ¿¡Cómo quieres que los olvide!?

Argit solo hizo un chirrido y movió un poco la cola, no tenía respuesta hacia eso. Decidió cambiarle el tema.

Argit: ¿Qué tienes? Te ves algo….mal.

Ben, quien se había calmado un poco, pero seguía con mala imagen, solo bajó la cabeza y suspiró.

Ben: No pasa nada...

Argit: Pero… -Fue interrumpido

Ben: ¡Dije que no pasa nada! -Dijo con fuerza.

Argit no respondió, solo dio unos pasos atrás y se quedó en shock. Ben se dio cuenta de su actitud y se arrepintió al instante.

Ben: -Suspiro- Lo siento, Argit. Solo ha sido un poco difícil. Mi vida ha dado un giro de 180 grados.

Argit se acercó lentamente, la verdad era que no sentía pena por el chico, pero sabía cómo usarlo. Al ver que Ben se calmó le dirigió la palabra.

Argit: Descuida hermano, lo primero que debes hacer es peinarte, pareces un hombre lobo con ese desgreñe. -Escupió baba en su mano.

Mientras Ben estaba aún deprimido y distraído, Argit le puso la mano con baba en la cabeza y le bajó los cabellos.

Ben: ¡¡¡Iag, Argit!!! ¡Que asco! -Ahí mismo entró en razón y se agitó los cabellos.

Argit: Ay, Benny, agradeceme, por lo menos ya no pareces un loco.

Argit le dijo a Ben que lo acompañara, a pesar de todo lo pasado, Ben no puso mucha resistencia.

Comenzaron a caminar por la calle, se notaba que era muy tarde en la noche que estaba desolada y también parece que había llovido un poco pues estaba mojada. Ben caminaba con las manos en los bolsillos y Argit se encontraba a su lado sin parar de hablar, juntos se dirigía a un lugar.


Presente

Parece irónico, pero en la actualidad, quién metía más en problemas a Ben era Argit, pero también, él había sido quien estaba allí para los momentos difíciles. Cada vez que Ben se sentía mal, Argit aparecía, no era que a él le importara el humano, pero sabía que en esos momentos él era vulnerable a sus ordenes. Ben lo sabía, pero sentía apego por Argit, no es que fuera alguien de confianza, pero por lo menos lo sacaba de sus penas.

El dispositivo aceptaba la "amistad" entre Argit y Ben. Él sabía perfectamente que aunque fuera tóxica para el adolescente, había aliviado la presión que sentía.

Ben llegó a su "casa", vivía en un edificio abandonado, allí, en el último piso, había logrado asentarse. A pesar de no tener energía eléctrica, con el Gimlinopithecus que tenía en el dispositivo, había logrado generarla y tenerla para el uso que quisiera. Así tenía una televisión de 32 pulgadas, un videojuego y generaba energía para otros electrodomésticos. No era que viviera como un rey, pero estaba cómodo. Era mejor que vivir en un callejón entre cajas y mantas como hace años.

Gracias a Argit, Ben no había escogido precisamente el buen camino, aprendió a obtener las cosas por medio del robo. No es que fuera siempre un ladrón, pero si quería algo solo aprovechaba el dispositivo y lo robaba.


Pasado

Argit había buscado a Ben para robar unas bocinas.

Ben: ¿En serio Argit? ¿ Para esto me buscaste?

Argit se acercó y lo agarró por los hombros.

Argit: -Chirrido- No Benny, en verdad es que quiero compartir un rato con mi compa, la adquisición es solo secundaria.

Ben quitó las manos de Argit de sus hombros y se dio media vuelta para irse. Argit abrió la boca y miró la tienda para luego volver a mirar a Ben y correr hacia él.

Argit: Benny, no seas así, no vamos a robar, sólo….vamos a recuperar lo que la sociedad nos ha quitado. Sabes que los precios son exagerados, todo es un robo, las víctimas somos nosotros.

Ben arqueó una ceja mientras dejaba de caminar y volteaba hacia Argit.

Ben: Eres muy persuasivo ¿sabes? Pero la verdad es que no me interesa, ya tengo suficientes problemas como para buscar más.

En ese momento el dispositivo le envió una leve descarga a Ben llamando su atención, era como si le dijera que le hiciera caso a Argit.

Argit: ¿Ves? Hasta tu relojito dice que si.

Ben cerró los ojos y lo pensó unos segundos. No era un ladrón y definitivamente lo que le sugería Argit no era lo correcto, pero tampoco quería volver a su "cama", pues desde que cerraba los ojos, sentía las voces acusadoras. Se quedó unos minutos pensando.

El dispositivo seguía mandando señales eléctricas a lo que al final, para salir de todo ese embrollo, decidió que si.

El negocio estaba cerrado, pero tenía un guardia en la entrada. Era un delgado señor mayor el cual se veía que no aguantaba el cansancio.

Argit: Esto será fácil….

Argit dejó de esconderse y se acercó lentamente con sus púas levantadas.

Ben: -Susurrando- Argit, no lo lastimes.

Argit: Descuida….solo lo ayudaré a conciliar el sueño. -Justo ahí le disparó una púa en su cuello.

El guardia cayó inmediatamente, Ben corrió hacia él preocupado y le puso los dedos en el cuello para ver su pulso. Confirmó que seguía con vida.

Argit ya se había adentrado en la tienda.

Argit: Te dije que solo lo ayudaría a dormir.

Ben lo siguió y se adentró en el negocio, todo estaba oscuro.

Ben: Tomamos lo que quieres y nos marchamos….

Argit ignoró lo que le dijo y siguió caminando. Caminaban entre los pasillos viendo las cosas, era un negocio de productos eléctricos. En una pasaron cerca de una pantalla que tenía un videojuego puesto. Argit lo encendió y comenzó a jugar, era un juego de baile.

Argit: Benny, ven a ver.

Ben se acercó y vio lo que era.

Ben: No puede ser… -facepalm-.

Argit: Vamos compa, sé que sabes jugar esto, solo tienes que moverte y esto tiene sensores que detectan que lo haces.

Ben: No estoy de humor para esto, tomemos lo que quieres y vámonos ya.

Argit: Benny, Benny… debes aprender a divertirte y jugar con tu compa, Argit.

Ben estaba negado, pero Argit lo agarró por un brazo y lo jaló hacia el sensor para jugar. Puso que era de dos jugadores el juego y comenzó a bailar lo que la figura hacia.

Argit: Solo debes imitar lo que hace y bailar. Es sencillo. Vamos varias rondas y después tomaremos las bocinas y nos largamos.

Argit comenzó a bailar y Ben lo veía, se mantenía quieto por lo que iba perdiendo. No tenía ganas de eso.

Argit: Vamos, muévete como el humano que eres ¡Ja! Mal chiste mío, los humanos casi no se mueven, son tan poco flexibles que parecen palos de luz.

A Ben no le gustó mucho el comentario, lo tomó como un reto, miró al dispositivo y le dijo algo…

Ben: Tú me metiste en esto, ahora ayúdame a cerrarle el pico a este roedor.

No pasó ni dos segundos cuando la plataforma del dispositivo se levantó y mostró a un alíen. Era un Florauna. Ben, sin pensarlo dos veces, bajó la plataforma y cambió de forma, se había transformado en el alíen.

Argit, sin parar de bailar, sabía que él había cambiado de forma.

Argit: Ahh si, ahora vienes a ser trampa, humano.

Ben/Florauna no dijo nada, sólo se dejó llevar y casi al momento cumplía con los movimientos alcanzando en puntuación a Argit, así mismo no pasó mucho para que lo superara y lo venciera.

Argit: ¡No es justo!

Ben/Florauna: Dijiste que querías verme en acción, bueno...te vencí -Se cruzó de "brazos" y le sacó la lengua verde.

Justo en ese momento sonó la alarma, el guardia se había levantado como pudo y fue el responsable de esto. Al ver a ambos chicos se horrorizó, no podía creer que era lo que veía, una especie de roedor grande y una planta humanoide, esto causó terror en él y apuntó con su escopeta luego de activar la alarma.

El guardia accionó el arma hacia Argit a lo que Ben se interpuso absorbiendo la bala sin causarle ningún daño y escupiéndola.

Argit: Vaya Benny, no sabía que podías hacer eso.

Ben/Florauna: Yo tampoco…

Ahí mismo Ben enrolló a Argit y extendiendo lianas, se marchó del lugar, no sin antes Argit volver a dispararle otro dardo al guardia.

Ben/ Florauna: -Mientras recorría los edificios con las lianas- Debes dejar de hacer eso, lo puedes matar.

Argit: Calma, calma...solo lo duerme por un rato, no detiene su corazón.

Ben/Florauna se encogió de hombros y aunque sabía que estaba mal, no podía negar que se había divertido en el momento, no solo entrando en la tienda y bailar, sino también el huir, aún sabiendo que el lugar se llenó de policías poco después de ellos irse. No es que quisiera hacer el mal, pero esa adrenalina le gustaba, ese cosquilleo en su pecho era agradable para él. Le hacía olvidar sus problemas.


Llegaron al callejón a donde se alojaba ya estando lejos de los policías. Ben se destransformó.

Argit: ¡Wuuuuuuuu! ¡Fantástico!.... Aunque no conseguí mis bocinas -Ahí se encogió, se sentó en el suelo y cruzó los brazos con disgusto.

Ben: Tú eres él que quería pasar vergüenza bailando -Ben se movió un poco como bailando, pero era burlándose de Argit.

Argit: Ja, ja…. Solo me ganaste porque te transformaste.

Ben no pudo evitar sonreír, fue divertido para él, pero su sonrisa se apagó cuando recordó a los policías. Se acercó lentamente a la esquina del callejón mirando hacia la calle.

Ben: Argit, ¿crees que nos encuentren aquí?

Argit: ¡Nah! Ellos ni saben lo que los atacó. Super Argit -tomó posiciones como de karate- ataca y desaparece como un ninja ¡Uaaaaa! - Ben lo vio arqueando una ceja- Bueno….sí….también con un poco de ayuda del Benny.

Ben se sobó el cuello y se fue hacia las cajas que usaba como cama.

Ben: Bueno...fue interesante, pero ya si quiero volver a dormirme. -Se recostó.

Argit bostezó en ese momento, también estaba cansado y sin pensarlo dos veces, fue al lado de Ben a dormirse.

Ben: Buenas noches, Argit. -Dijo con una leve sonrisa en su cara.

Argit no sabía qué responder, pues nadie antes le había dado las buenas noches, no era algo normal entre los suyos.

Argit: Buenas noches…...Benny. -Dijo con calma.

Ben estaba calmado, ya no escuchaba las voces y por fin podría conciliar el sueño en paz.


Presente

Ben vivía solo, pero desde entonces, y a pesar de que Argit lo engañaba muchas veces, él no lo podía alejar por siempre. A veces Argit se alojaba en ese departamento, aún no se dirigieran la palabra los dos.

En ese momento Ben estaba solo y se acercó a la ventana de la habitación a ver la calle. Comenzó a llover y este seguía mirando sin decir nada con sus manos en los bolsillos. Era tarde. Suspiró un poco y se fue a dormir.


Argit era un delincuente altamente buscado y peligroso, pero muchas de las cosas que él había hecho, no la hubiese podido lograr si no fuera por la ayuda de Ben.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.